- ABR '11 TORRES VIGÍA EN VILLAJOYOSA.

Nos damos un garbeo desde Villajoyosa hasta Benidorm para ver sus torres vigía de tiempos moriscos, algunas han desaparecido, otras han sido restauradas de manera poco original y las que quedan, pues eso, ahí están ellas tan chulas desafiando especulaciones urbanísticas tan de moda últimamente.



Hacemos una paradita en Senija para tomarnos un tentempié (se escribe así), el clásico "bocatalomoquesomayonesa".








Y nos tomamos el cafetito en un bar típico motero de Calpe, al lado de la gasolinera en la N332.








Llegamos a nuestro primer objetivo 38º29'22.31"N   0º16'55.35"W (posición en la subida).








No está muy alto pero un resbalón puede ser algo molesto, je, je.







 
Después de cotillear la zona nos volvemos por el mismo camino.








El acceso es un poco complicado debido a que ese chalet parece haberse apropiado de los terrenos de la torre y da la sensación de que vayamos andando por una propiedad privada cuando no lo es.








Nos damos un garbeo por la zona levantando un poco de polvo.
No hay señales de limitación de 110, con tantos cambios ignoro cual es el límite.








Observamos la torre desde otro punto de vista.








Acercamos el zoom.








Posado de la bicha y nos vamos a por el siguiente punto.







 
Nos acercamos a Villajoyosa y visitamos otra torre. 38º29'59.14"N   0º14'50.10"W.








Vista hacia el Sudoeste.








Han intentado restaurarla...








Sin mucho éxito.








Al fondo vemos la torre que hemos visitado antes.








Hubiera podido subir hasta arriba del todo aunque la rampa era muy pronunciada.








Ahora vamos a por la siguiente, la Torre de l'Aguiló.
Aparcamos en la parte superior de la calle Tramuntana y seguimos a pie la senda que nos lleva a la cima. Veinte minutos de paseo son suficientes.








Dudo mucho que la torre original fuese así.








Buf.








La cala de Benidorm, aberración urbanística en grado superlativo.








Uis, por aquí no es, je, je.








Es curioso que eso verde de la foto sea término municipal de Villajoyosa, el edificio en "L" de la izquierda pertenece a Finestrat y enfrente es todo de Benidorm.








Yo también estaba, je, je.








Gatho and Gatha.








Esta burrada me recuerda a la población de Salobreña donde el ladrillo oculta el pequeño montículo.








La isleta de Benidorm.








Miauuuuuuuuuuuuuuu.








Empezamos a bajar hasta la civilización.








La Gatha durante el descenso.








La verdad es que no me gustaría bañarme ahí, el agua puede estar un poco "amarilla".








Tierra de contrastes, la mitad de abajo es zona verde, la otra mitad, pues eso.








Desde lo alto de la Cala observamos la Torre de l'Aguiló.







Dudo que vuelva por aquí, me gustan más las zonas montañosas y solitarias.








Vaya portal, sólo falta el "Stairway to Heaven" (escalera hacia el cielo), aunque sin escalera, menudo batacazo.
Normalmente primero construyen los pisos y luego hacen la puerta, aquí son más chulos y lo hacen al revés.








La isla de Benidorm será un punto pendiente para este verano.








La Gatha observa la playa de Poniente.








Hay una ermita muy cuca con buenas vistas.








A la izquierda el imponente hotel Bali, el más alto de Europa, dicen.








Posado de la Gatha ante la playa de Poniente.








La ermita de la Virgen del Mar, curiosamente mirando hacia tierra firme.








No me imagino a una concentración custom girando todos a la vez por aquí, je, je.








La cara Norte de la Cala también está cargada de cemento.
En este caso cargada y cagada sería lo mismo.








Volvemos hacia casa por la N332 y hacemos una foto del puerto deportivo Luis Campomanes, otro ejemplo de aberración urbanística, pero eso ya será en otro capítulo.
Seguiremos informando.








Ah si, el mapa, no me acordaba.


Miauuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuu.
.

2 comentarios:

Angel A.G dijo...

¿como iras a la isla de Benidorm? en patera, hidropedal o a nado? jejeje. Muy chula las fotos y bonitos paisajes, lastima de algunas torres que la tienen en el olvido y abandono en las que solo hay "pinchauvas", grafiteros y gente destructiva. Y no asomes tanto el pie que algún día te llevaras un susto innecesario. Abrazos para los gathos.

Elperronegro dijo...

Hola Hermano de blog , no paras , entre la moto y la camara, pero sarna con gusto no pica.
como siempre un reportaje de 5 tenedores .
Se que no te gusta Benidorm en cambio a mi me encanta , creo que es un sitio donde la gente es feliz desde primera hora de la mañana hasta cuando sale el sol , ahora que estoy apunto de jubilarme y como sabes tengo casa en Altea , creo que pasare bastantes ratos paseando o tomando birras .

Un saludo